Publicaciones etiquetadas con: alma

Manifiesta el Espíritu de Dios en tí

jacob

El Sueño de la Escalera de Jacob

Hace unos años tuve problemas económicos cuando perdí mis ingresos fijos, y el estilo de vida que llevaba prácticamente hacía que el dinero se esfumara al instante (muy a lo Chiguán), pero gozaba de buena salud. En otros momentos la salud me fallaba pero estaba en una relación y me sentía acompañada. También me ha sucedido que he estado en una buena situación económica pero sola y con mala salud. Los momentos más críticos de mi vida han sido cuando he tenido escasez económica, mala salud y vida sentimental nula, tiempos realmente duros pero aún así, con ganas de vivir.

 

Por otro lado, me he topado con personas que lo tienen “todo”: salud, dinero y amor y sin embargo han atentado contra sus vidas. Me tocó una experiencia muy dura hace un año, una chica que aparentemente lo tenía toda vivía un verdadero infierno. Joven, guapa, con mucho dinero familiar, realmente no lo comprendía. Ella me confesó que se quería suicidar pero que de alguna manera la había ayudado para que eso no suceda, pero tiempo después sucedió igual, atentó contra su vida con éxito.

Esto me afectó de una manera incomprensible, es decir, a modo de “shock”. Puesto que el impacto puede ser tan alto, tu organismo tiene mecanismos para no colapsar para poder ir lidiando con ese tema de a pocos. Me lamentaba no haber podido ayudarla, no comprendía la depresión, sé lo que es tristeza pero no sé lo que es depresión, y al no comprenderlo no le di la importancia necesaria.

Ahora quiero hacer un paréntesis, tuve una experiencia de “desconexión” con D-ios, por un instante no lo sentí, quizás Jesús por eso dijo: “Padre, por qué me has abandonado”. No me quiero comparar con Jesús, pero siento que esa frase se debió a ello. Afortunadamente esta desconexión que tuve duró solo unos minutos, pero me bastó para comprender algo fundamental: Sin D-ios no somos nada. Puedo estar en la pobreza, sin una relación y con mala salud, pero no puedo estar sin D-ios, y ese ha sido el motivo por el cual me he levantado de mis caías, porque es la fuerza de D-ios la que me levanta.

Entonces comprendí que estas personas por algún motivo no están conectadas a la divinidad y viven un mundo totalmente terrenal, tanto personas con solvencia económica como las que no, ya que el pobre se la pasa pensando en dinero igual que el rico y el año pasado me tocó ver a un chico que también decidió partir por su cuenta, y a diferencia de la chica, no tenía muchos recursos económicos, y sin embargo conozco tanta gente con vidas sencillas muy felices.

Cuando yo tuve esa experiencia pensaba “si no tengo a D-ios no soy nada, por favor que vuelva la conexión”, y volvió. Eso me ayudó a comprender que aquellas  personas que deciden irse, no alimentan su alma, hasta que muere de hambre. Solo se ocupan del cuerpo (Árbol del Conocimiento del Bien y del Mal de acuerdo a la Cábala). Pero lo digo no en tono acusador, es el mal del mundo, se nos bombardea con todo aquello que nos desconecta de la divinidad para distraernos, podemos redimirnos, pero también hay momentos en que el alma decide irse para comenzar de nuevo, replantear su misión de vida.

Seguir el camino de la misión, es cómo alimentamos el alma, si nos creemos esas historias que nos cuentan sobre las cosas que nos dan felicidad, entonces entramos en un bucle sin salida. La luz artificial del Árbol del Conocimiento del Bien y del Mal (de ahora en adelante, la serpiente), nos impresiona, pero no es una luz real, genera cortocircuito. La cábala no dice que hay que dejar las cosas del cuerpo, son importantes para tener un equilibrio en este mundo, pero jamás sin la conexión divina que es donde venimos.

¿Cómo escucho mi alma?, un paso a la vez, no busquen caminos fáciles, el camino no es sencillo porque hay que enfrentar aquellas cosas que nuestro subconsciente le huye, es así que hay que ser muy valientes. Si me la paso tomando ayahuasca, buscando experiencias extrasensoriales sin transformación personal, estamos fugando de la realidad, y de eso ya estoy hasta la coronilla viendo tanta espiritualidad hipócrita.

Hay mucha distorsión y transgresión, la gente pierde el camino porque el ego se re-adapta  y el ego espiritual es el peor que hay, en especial cuando uno se cree especial, el temido “complejo mesiánico”. Los niños están conectados, se dejan llevar por su curiosidad y creatividad hasta que muchos sistemas lo apagan diciendo cómo debe vivir. Esta semana falleció Karl Lagerfeld, ícono de la moda, quien no quería vestir a Adele por estar muy gorda. Este tipo de personas son las que han dominado el mundo, acomplejando jovencitas confundidas, por dar tan solo un ejemplo.

Probablemente este artículo parezca ridículo a los ateos, aquellos que solo dan fe a lo que pueden ver con sus ojos físicos, cuando esto representa apenas el 1%. Hay tanta luz a la que no podemos acceder porque no estamos preparados y hay tantas cosas que no podemos comprender, porque si llega una información a la que no estábamos listos, el rechazo puede ser muy grande, lo que lleva al fanatismo, es por ello que la cábala ha sido tan difamada por personas que simplemente no les fue bien porque no estaban preparados.

Hoy estuve meditando, tuve una conexión muy fuerte con la energía kundalini y tal parece que accedí a un plano donde todavía no estoy autorizada y un ángel me botó.  Esto que parece algo hostil es un gran favor que me hace porque no podemos acceder a lugares que nos pueden hacer daño. En una porción bíblica cuentan que Jacob tuvo un sueño y vio cómo ángeles subían y bajaban una escalera porque hay jerarquías, por eso no se pueden invocar ángeles a diestra y siniestra.

Adán y Eva perdieron el derecho de estar en el Jardín del Edén y fueron “expulsados” pero la verdad es que se densificaron al consumir del Árbol del Conocimiento del Bien y del Mal y dejaron de tener afinidad vibracional con el Jardín del Edén que está en otra dimensión. Es así que hay que volver a alimentarnos del Árbol de la Vida, cuyos nutrientes fortalecen el alma. Cuando tomamos este camino, cada vez nos acompañarán ángeles más sutiles, si persistimos en la incoherencia y deshonestidad con nosotros mismos y con los demás, seremos afines a entidades bajas que nos generan caos y nos llevan a la desesperanza. Y no hay mayor deshonestidad que “sacarle la vuelta” al alma, siguiendo sistemas de creencias egoicas.  Debemos permitir que el espíritu de Dios more en nosotros. Así es.

Anuncios
Categorías: Artículos, Hannah Karina Sandoval | Etiquetas: , , , , , | Deja un comentario

Cuando el Alma se Subleva al Ego

Jaquemate

Hace poco tiempo estaba rememorando el hecho de que fui despedida de 5 empresas, no estoy exagerando, ¡5! y todo fue en el transcurso de poco tiempo. Ha pasado ya un tiempo y me atrevo a escribirlo para que sea un referente para todas aquellas personas que están en el lugar equivocado en sus vidas.

Cuando salí de la Universidad recién comenzaba el “boom” de Internet, allá por el año 95 unos cuantos “friquis” solicitábamos sala por una hora para bajar algunas imágenes de Anime, las cuales se demoraban media hora en descargar, aún así nos sentíamos contentos de poder acceder a material de otras partes del mundo.

Cuando terminé la Universidad fundé una empresa de Desarrollo Web y nos fue bastante bien teniendo en cuenta que era algo innovador en aquella época. Cuando me quedé sola a cargo de la empresa me di cuenta que ya no me motivaba, que todo se volvió rutinario, ya no sentía que podía plasmar mi creatividad, así que la destruí, y no hay palabra más perfecta, pude traspasar varios clientes pero mi mayor anhelo era probar cosas nuevas, es así que trabajé dos años en una empresa del Estado, lo que considero una bonita experiencia.

Renuncié a la institución y viajé a USA buscando qué hacer, trabajé como mesera en fiestas de fin de año at portas de las elecciones donde fue ganador el Presidente Obama. No aguanté mucho porque la energía de ese país estaba sumamente pesada. Estados Unidos pasaba por una crisis muy fuerte y la gente estaba deprimida y estresada.

Cuando regresé a los dos meses convoqué a unos amigos y constituimos un restaurante que traspasé recién el año pasado. Puesto que soy gestora cultural, mi gran anhelo fue tener un Centro Cultual y esto derivó en un principio en un bar cultural, pero la verdad es que la vida nocturna me estaba matando y cambiamos a restaurante diurno, pero igual no estaba mucho tiempo allí. Para abrir el restaurante pedí un préstamo bancario, y he allí mi calvario por varios años. En esos tiempos comencé a buscar trabajo básicamente para pagar mi préstamo, siempre me consideré una persona eficiente, pero pasaban situaciones muy extrañas en las cuales terminaba fuera de la empresa y yo con la autoestima súper baja por no ser yo la que renunciaba.

Siempre hablo de que este plano es el mundo de los efectos, y si vivimos en piloto automático estamos a merced de las fuerzas astrales. Debo decir que he pasado por situaciones de humillación, abuso de poder, cara moretoneada y lo que podemos denominar “injusticias”, pero debo hacer una aclaración, no hay injusticias en la vida, sólo reparamos aquellas causas originadas en otros planos. Como dice mi maestro de kabbalah, el ser humano debe pasar muchas veces por esas situaciones humillantes para botar las caparazones del ego, las llamadas klipot. Debo decir que en mi vida fui bastante tirana y egocéntrica, pero esa fue mi vieja yo, por eso me cambié de nombre, ahora me llamo Hannah porque soy otra persona y tenía que tener otro nombre y ese nombre me lo dieron del cielo y vibra con todo mi ser.

Vivir desconectada del corazón nos hace vivir a través del hemisferio izquierdo, la razón y la lógica, y éste tiene  un límite por más que se estudie y se lean todos los libros del mundo. Nuestra trascendencia consiste en conectar con el mundo espiritual, el hemisferio derecho, allí estamos inspirados, de hecho la palabra “inspiración” indica una conexión con el espíritu. Deberíamos estar inspirados las 24 horas, de esa manera el alma y no el cuerpo actuaría en nuestras vidas.

Viví tantos autoengaños en mi vida que me las se todas, y veo cómo las personas lo hacen cuando justifican sus infelices o vacías relaciones o los trabajos que les absorben tanta energía, lo sé porque lo he vivido. En todo lo que hagamos en la vida, debemos conectarlo con el mundo espiritual, aunque nos parezca exagerado. De hecho los judíos tienen oraciones para después de ir al baño, es decir, están conectados todo el tiempo con la divinidad. A mí nunca se me ocurriría decir una oración después de hacer mis necesidades, pero la verdad, todos los días aplico nuevos cambios a mi vida, así que no me sorprendería.

Pues me botaron de muchos lugares, no solo de trabajos, también de un karaoke y una discoteca debido a mis excesos. Ahora si me botan de un lugar puedo decir “De mejores lugares me han botado”,  por ejemplo también laboré en Naciones Unidas y  por una discrepancia con mi jefa no me renovaron el contrato, pero el hecho es que mi alma se sublevaba, ella no quería que estuviera allí, mi alma es revolucionaria no hay nada que hacer, ha logrado tener mucha mayor fuerza que mi ego en muchas ocasiones, enhorabuena.

Eso sí, intento ayudar a mi alma ya que la fuerza del ego es muy grande, por eso la necesidad de laborar en mi voluntad para hacer caer las klipot. En mi caso lo hago con ayunos eventuales, intentar levantarme en la madrugada para leer el Zohar o la Torah, subir montañas para sacar al límite mi capacidad física para que tome las riendas mi fuerza divina, mi alimentación, cuidar la energía sexual, etc. Lo que hace un maratonista o cualquier atleta, yo lo intento hacer para el mundo espiritual porque es fascinante conectarme con otros planos, y solo nos es permitido cuando lo merecemos, y ojo no confundamos con capacidades psíquicas distorsionadas, nada es gratuito, evitemos los caminos fáciles y de medias tintas.

Estar en el lugar equivocado genera adicciones, depresiones, autoengaño, fuga de la realidad, no tienen que hacerlo de inmediato, pero den el primer paso, no se van a arrepentir. El Universo les ayudará porque es el plan de su vida, tengan eso por seguro, elijan estar en los lugares que su alma anhela, sientan pasión por lo que hacen, regocijen el alma, que así sea.

Categorías: Artículos, Hannah Karina Sandoval, Uncategorized | Etiquetas: , , , , | Deja un comentario

La Insoportable Misericordia

misericordiaEl título de este post puede perturbar, pero es apropiado. Ayer dirigía una meditación con delfines, y sentía la abrumadora energía de compasión y misericordia que ellos emanan. Ellos aman tanto a la humanidad que son capaces de acercarse a los pescadores aún sabiendo que les harán daño, es un nivel de amor que no podemos comprender, porque aún está fuera de nuestro alcance.

El Árbol de la Vida tiene tres pilares o columnas, la de la izquierda es del rigor, el del centro es el equilibrio y la derecha misericordia. Cuando vivimos a merced de los astros vivimos mucho rigor y esto incluye las fuerzas de la naturaleza. Nadie puede con ellas, ni los países más avanzados a nivel tecnológico. Muchos comentan que el mundo es injusto por todo lo que sucede, y sí que suceden cosas muy feas, y es que este es el mundo de los efectos, un mundo de mucho rigor que está regido por la ley de la causa-efecto o del karma, y para salir de este circuito de dolor debemos hacer “correcciones”. A pesar del rigor que vivimos, casi nadie es consciente que el nivel de misericordia es inconmensurable, ya que debido a cómo nos comportamos los seres humanos, hace mucho tiempo que este mundo debió ser destruido.

De hecho, se dice que cuando nuestro creador construyó el mundo, unos ángeles quisieron persuadirlo porque nosotros íbamos a destruir a la creación, esos ángeles son los llamados “acusadores” en el Zohar, que están allí para hacerle recordar al creador sobre la advertencia sobre nosotros. Pues me atrevo a decir que estos ángeles no estaban lejos de la verdad, y si no fuera por el nivel de misericordia que existe con nosotros, no quiero ni pensarlo, y estoy hablando objetivamente, observen lo que ha hecho la humanidad en la historia y díganme si estoy equivocada. Si nosotros tuviéramos que pagar el 100% de nuestras malas acciones, no sería nada viable, sin embargo se nos permite tomar consciencia y hacer el cambio de nuestras acciones, lo que nos permite SER otra persona, morir y renacer, la muerte de los aspectos de nuestro ego. Cuando nos convertimos en otro SER, las influencias astrales ya no pueden disparar con sus flechas, porque simplemente ya no existe el viejo yo.

La esfera “Jesed” significa Misericordia y está relacionada al planeta Júpiter, que en astrología convencional es el planeta de los regalos. Pero en astrología kármica primero debemos ver nuestros desafíos para poder recibir las bendiciones. Cuando Júpiter da, provee sin restricciones, todo se exagera, pero todo tiene que ser proporcional al nivel de consciencia de una persona, me explico. Lo consciente es lo manifiesto, lo visible, el subconsciente es lo inmanifiesto, lo potencial. Nosotros podemos acceder al nivel de misericordia que podemos “soportar” de lo contrario nos cegamos de luz, que es lo que está ocurriendo en este momento en la historia de la humanidad. Es la luz la que está originando el caos porque se ha vivido en penumbra, en claroscuro, en medias tintas, donde el ego es el amo y señor y la pobre alma es prisionera.

Pongo un ejemplo, pensemos en una niña no deseada, que ha recibido rechazo desde el vientre de su madre, y de niña no recibió amor, más que maltrato, golpes, abusos. Esa niña atrae situaciones y personas similares a su vida porque es lo que conoce. El Universo no le muestra otro panorama porque es desconocido, pero justamente le dará situaciones para que pueda salir de ese círculo. Sus relaciones serán con hombres maltratadores y pensará que así es la vida porque es lo que conoce, y si se le aparece un “buen chico”, no tiene ningún interés por él. Estas situaciones hostiles la llevan a un límite para poder entrar a un nuevo paradigma, a un nuevo nivel de misericordia, justo en el momento preciso, ni antes ni después, porque antes simplemente no lo puede soportar.

Es por ello que no debemos juzgar a otros, debido a que responden a la vida de acuerdo a lo que han recibido, nosotros tenemos la oportunidad de darles esa misericordia o compasión que ellos desconocen, el problema es que las personas no saben lo que es, y piensan que es sentir lástima o sentirse superiores. Es comprender el proceso de su alma que está prisionera, no se trata de justificar tampoco. Un acto de compasión puede transformar completamente a una persona, es lo que hacía Jesús con las personas que eran repudiadas en la sociedad. Juzgarlas, decirles que no valen nada acrecienta su oscuridad, lo mismo con los seres que no tienen cuerpo, ellos quieren tener cuerpo pero fueron creados sin consciencia por la misma humanidad.

Todos tenemos niveles en los cuales no soportamos la misericordia, debemos agradecer por todo lo bueno que tenemos. Ayer en mi meditación se me salían las lágrimas porque no podía soportar el nivel de amor que tienen los delfines hacia nosotros, es demasiado, pero iré comprendiéndolo cuanto más me acerque a ellos, es lo mismo que sucede con Dios, él se oculta de acuerdo al nivel que le podamos soportar, y cada uno tendrá el Dios de acuerdo a lo que tiene en su interior (lo mismo que los gobernantes), es por ello que el “Dios castigador” cumple una función en el mundo, pero Dios no castiga, sólo cosechamos lo que sembramos. Nuestro propósito es adquirir los atributos de la divinidad y así ser cada vez más afín a él, lo mismo sucede con las personas que atraemos, todo es por afinidad.

Hagamos conscientes estos paradigmas para abrir nuevos velos, para abrir el corazón, agradezco a las personas y situaciones que han sido una herramienta para abrir más velos en mi vida y poder alcanzar más niveles de luz. Si llegan a ti situaciones de abuso, de engaño, de incomprensión, sólo miremos en nuestro interior y comprendamos que es el reflejo de cómo nos tratamos a nosotros mismos, consciente o inconscientemente pueden pasar puntos desapercibidos porque pueden ser pequeños aspectos escondidos que buscan salir a la luz y así poder brillar más y más.

Recordemos que un buen decreto anula 15,000 malos decretos, es así el nivel de misericordia.

Categorías: Artículos, Hannah Karina Sandoval, Uncategorized | Etiquetas: , , , | Deja un comentario

Blog de WordPress.com.